Influyentes Cantabria

Piluca Núñez. Comunicar en un sector como el eólico es apostar por el caballo ganador

Para Piluca Núñez, Directora de Comunicación y Relaciones Institucionales de la Asociación Empresarial Eólica, trabajar en un sector como el de las renovables es una oportunidad para potenciar un tejido industrial, innovador y tecnológico que es protagonista de la transición energética. La eólica es clave para la transformación y recuperación de este país y el sector eólico debe ser considerado como uno de los sectores tractores para una transición energética necesaria y urgente. 

Comunicar en tiempos de pandemia es aprender a dirigir una orquesta con instrumentos hasta entonces no utilizados. Comunicar en tiempos de pandemia nos ha obligado a reinventar muchas de las acciones tradicionales para convertirlas en acciones con la misma o mayor visibilidad e impacto que antes, compitiendo por tiempo y espacio con el resto de contenidos.

Últimamente la palabra multitask está de moda. No deja de parecerme una guasa que sea ahora cuando esta habilidad de muchos profesionales y colegas que nos dedicamos a la Comunicación venga a calificar nuestra cualidad más preciada. Desde el primer día que decides dedicarte a la comunicación empresarial te conviertes en un personaje multitask, que transita con habilidad entre áreas de trabajo como el marketing, recursos humanos, estrategia, etc. Y, menos mal, ya es habitual e imprescindible contar con el responsable de comunicación en los órganos de decisión de la empresa. No siempre ha sido así.

La capacidad de adaptación y de emprendimiento son características que van de forma inherente con la labor que desempeñamos y no es algo nuevo. La única novedad es que ahora tenemos que añadir originalidad para destacar entre las acciones de empresas, instituciones y asociaciones para diferenciar nuestra marca, objetivo o mensaje. En mi opinión, la magia del comunicador en época de saturación de contenidos es alcanzar la diferenciación por canal, contenido o formato. Ser originales o parecerlo.

Desde que inicié los estudios en la universidad (en mi caso, la de Ciencias de la Información en la Complutense: mole de cemento gris testigo de debates, análisis del buen periodismo y muchas partidas de mus) quería dedicarme a la comunicación corporativa. He tenido la suerte de poder cumplir mi deseo y no me arrepiento. Trasladar mensajes a la opinión pública con los medios de comunicación como mediadores principales es un arte que se cultiva con dedicación y pasión. A la ecuación hemos añadido las redes sociales, dejando de ser prisioneros del clipping para pasar a ser esclavos de los followers. En la actualidad, no todo son los medios de comunicación y las redes sociales. En la actual sofisticación de nuestra labor añadimos nuevos canales eficaces, inmediatos y construimos estrategias que se respaldan en la diversificación.

Ser comunicadora en asociaciones, en mi caso lobbys especializados en el sector de la energía, me ha facilitado desempeñar mi labor con autonomía y agilidad -factores que considero fundamentales en nuestra profesión- y siempre con la responsabilidad de representar a un sector relevante para la economía del país. Trabajar en un sector como el de las renovables es una oportunidad para potenciar un tejido industrial, innovador y tecnológico que es protagonista de la transición energética.

La energía eólica, la segunda tecnología de nuestro sistema y muy cerca ya de la primera, con una cobertura del 22% de nuestro sistema, desempeña un papel protagonista en la aportación creciente de las renovables al sistema energético español. Desde la Asociación Empresarial Eólica creemos firmemente que la eólica es clave para la transformación y recuperación de este país y que el sector eólico debe ser considerado como uno de los sectores tractores para una transición energética necesaria y urgente. Es estratégico para el país establecer las palancas necesarias para ayudar a generar una recuperación de la economía gracias a sectores industriales como es el eólico. Tenemos una oportunidad que debemos aprovechar. España ofrece un potencial evidente como centro de referencia en industria e innovación sobre eólica. Comunicar en un sector como el eólico es apostar por el caballo ganador.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
Ir arriba
X