Influyentes Cantabria

¿Por qué una empresa como Pascual impulsa la startup que crea leche sin vacas?

¿Qué lleva a una compañía como Pascual que espera facturar 700 millones de euros en 2022 a crear una incubadora de empresas para apoyar proyectos de agricultura celular? La respuesta es la disrupción como factor de competitividad. O lo que es lo mismo, la posibilidad adelantarse en la carrera por romper con las formas de producción tradicionales. El objetivo: dar respuesta a las demandas de una sociedad que aspira a reducir su huella ambiental y se compromete con el bienestar animal.  El ejemplo más claro de esta apuesta es Real Deal Milk, la startup catalana impulsada por Pascual y que aspira a comercializar leche de vaca sin vacas. Te lo contamos hoy en Lo Mejor de Influyentes.

El grupo Pascual ha creado Mylkcubator, la primera incubadora global del mundo especializada en el desarrollo de proyectos de innovación para el sector lácteo. Enfocada a la detección y desarrollo de startups altamente innovadoras especializadas en la aplicación de nuevas tecnologías a la cadena de valor de la industria láctea, seleccionará 10 proyectos que cada año participarán en un programa semestral de aceleración.

Mylkcubator arrancó en 2021 proponiendo un reto a los emprendedores:  proyectos basados en fermentación y agricultura celular que incorporen alta tecnología. La elección del desafío no es casual, de todas las categorías en desarrollo en este tipo de investigaciones científicas, la centrada en los lácteos es la que mayor crecimiento potencial presenta en la actualidad.

La startup catalana Real Deal Milk es una de las primeras seleccionadas de entre 50 candidaturas para participar en la nueva lanzadera. Su proyecto: el desarrollo de la leche de vaca sin vacas.

La clave de su apuesta pasa por sustituir grandes animales por pequeñas células. Para ello es clave un proceso ya utilizado por la industria alimentaria: la fermentación de precisión que transforma las células de levadura en “mini máquinas de construcción de proteínas”. El resultado son las mismas proteínas que se encuentran en la leche de vaca.

Real Deal Milk trabaja para poner en el mercado su primer producto, el queso, si bien destaca que “esta tecnología también nos da el poder de diseñar los productos lácteos exactamente como deseamos. Si no queremos lactosa, no la añadimos; si queremos vitaminas adicionales, las añadimos. Esto hace que sea un proceso fácilmente ajustable”.

Para Zoltan Toth-Czifra, CEO de Real Deal Milk,  “es difícil encontrar otro proyecto que responda a tantos desafíos: cambio climático, deforestación, gestión del agua, gestión de desechos, bienestar animal, alimentación de una población en crecimiento”. A su juicio, estamos hablando de “un uso noble de la tecnología”.

En la actualidad, este tipo de procesos, de origen natural, aplicados a la industria láctea están en fases todavía incipientes. Sin embargo, el avance en materia de I+D en estos ámbitos hoy, apostando por la innovación de forma temprana, puede suponer la solución a los retos que están por venir; permitiéndonos atender las necesidades alimenticias de la población del futuro.

Estudios especializados como Rethink predicen que en 2030 más de la mitad de las proteínas se fabricarán mediante fermentación de precisión. Y Pascual quiere estar preparada.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
Ir arriba