Influyentes Cantabria

63.000 fisioterapeutas colegiados plantan cara al intrusismo con una cruz rosa

Para saber si un centro de fisioterapia cuenta con las acreditaciones oficiales que garantizan la seguridad del paciente, dentro de poco bastará comprobar que en su exterior es visible una cruz rosa. Este es el objetivo del proyecto iKono, iniciativa pionera en el sector, impulsada por el Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España y al que se suma desde hoy el de Cantabria.

Los casi 63.000 fisioterapeutas colegiados en toda España pueden optar a instalar la cruz fucsia en el exterior de su clínica. El proyecto iKono es una herramienta con la que la profesión planta cara al intrusismo y nace para destacar el imprescindible carácter sanitario de la profesión de fisioterapeuta.

A través de la página web del Consejo, ya puede tramitarse la instalación de la cruz rosa y la obtención del certificado del centro.

La  iniciativa surge para visibilizar el orgullo de pertenencia a la profesión así como para la  defensa de sus reivindicaciones. El proyecto iKono supondrá un antes y un después, un punto de inflexión en el desarrollo de un sector, como el de la fisioterapia, que lucha por consolidar su valoración frente a la sociedad y por unirse para hacer frente, de manera conjunta, a los problemas que sufren sus profesionales en el día a día.

Plenamente conscientes del esfuerzo económico que supondrá la integración en el proyecto iKono a través de la instalación de una cruz fucsia en sus clínicas, el Colegio de Fisioterapeutas de Cantabria que aglutina a un millar de profesionales, ha anunciado que apoyará económicamente a afrontar los costes derivados de la instalación del distintivo.

El Colegio de Fisioterapeutas de Cantabria celebró ayer el Día de la Fisioterapia con la presentación de esta iniciativa y del Congreso “Nuevo abordaje multiprofesional del dolor crónico” que tendrá lugar el 24 de septiembre en el Palacio de la Magdalena de Santander y que incluye un taller de Afrontamiento Activo abierto a público general.

 El Decano de los fisioterapeutas de Cantabria, Jorge Fernández ha adelantado que el Congreso reunirá a a profesionales especializados de toda España en dolor crónico, una condición que afecta al 20% de la población en países desarrollados, siendo este porcentaje mayor en España.

El dolor músculo-esquelético crónico es uno de los principales motivos de consulta en Atención Primaria y el principal motivo de consulta en fisioterapia de Atención Primaria. Los tratamientos que se han utilizado para el tratamiento del dolor crónico no lo han logrado aliviar e, incluso, en los últimos años ha aumentado la prevalencia de dolor crónico en la población, con el consiguiente aumento del gasto farmacéutico. Esto hace necesario plantearse nuevos abordajes de tratamiento, que están consiguiendo una disminución de la prevalencia de dolor en aquellos sistemas sanitarios donde se han implantado tal y como quiere evidenciar el congreso. Los avances en neurociencias y los últimos descubrimientos en neurofisiología del dolor han permitido diseñar nuevos abordajes de tratamiento.

Lo que tienen en común todos los pacientes que presentan DC son cambios en su sistema nervioso. Estos cambios que conducen a una sensibilización generalizada del sistema nervioso se perpetúan por cambios neuroplásticos estructurales y funcionales en diversas áreas cerebrales. “Estos cambios, por desgracia, no se pueden revertir con los tratamientos farmacológicos y técnicas pasivas que se emplean en la actualidad”, ha explicado Fernández.

Al Congreso ya se han inscrito 135 profesionales médicos, dietistas, farmacéuticos, ópticos, podólogos, psicólogos y terapeutas ocupacionales.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
Ir arriba